Menu
Temporada de Virgo: ¿Cómo aprovechar su energía según tu signo zodiacal y ascendente?
Astrología

Temporada de Virgo: ¿Cómo aprovechar su energía según tu signo zodiacal y ascendente?

La Temporada de Virgo es una de las mejores para aprovechar a resolver problemas, con una mente activa, rápida y práctica. Todo dependerá, también, de tu signo del zodiaco y ascendente. A continuación, te contamos cómo aprovechar la energía virginiana según estos aspectos.

Imagen de MUI

por Redacción mui

Durante estos días, estamos en la Temporada de Virgo, es decir, el Sol está transitando por Virgo. Implica energía virginiana disponible para sintonizar su propuesta; puede suceder más allá de “ser de Virgo” y tener o no en nuestra carta natal esta vibración, porque cuando el Sol recorre un signo, su energía configura el clima astrológico del mes.

Temporada de Virgo, signo por signo

Aries: para el Sol en Aries, la energía acompaña en priorizar la organización doméstica, para ordenarse con temas pendientes y tacharlos de la lista. Para el ascendente en Aries, sucede algo parecido: el Sol en Virgo activa la zona de la carta natal asociada a la rutina y esto permite dimensionar si es necesario cambiar hábitos o sumar más horas de descanso.

Tauro: para el Sol en Tauro, es buen momento para mejorar la administración de la energía en el día a día, en función de los objetivos más primordiales. La Temporada de Virgo ayuda a calcular y precisar el manejo del tiempo. Para el ascendente en Tauro, se ilumina la zona de la carta natal asociada a la identidad y esto puede venir bien para detectar qué alimenta vitalmente el ánimo, por ejemplo, la actividad física y una buena nutrición.

Géminis: para el Sol en Géminis, la Temporada de Virgo es muy afín a su energía mercurial y puede ayudar a sistematizar el método de trabajo sin dispersión. Para el ascendente en Géminis, se ilumina la zona de la carta natal asociada al hogar; es buen momento para avanzar con tareas domésticas pendientes que favorecen un día a día más funcional.

Cáncer: para el Sol en Cáncer, es buen momento para pulir el mensaje que se quiere transmitir, para recapitular lo que estuvo pasando en el último tiempo y clarificar sentimientos con una perspectiva global. Para el ascendente en Cáncer, sucede algo parecido: se ilumina la zona de la carta natal asociada a la comunicación y la energía acompaña para pensar cómo analizamos, interpretamos (o sobre intepretamos) la realidad y desde allí revisar tanto el orden exterior como el orden interior.

Leo: para el Sol en Leo, la Temporada de Virgo pone en primer plano cuáles son los recursos con que se cuenta. Es buen momento para observar analíticamente, procesar el estado de situación actual (laboral, vincular, personal) y eventualmente hacer un diagnóstico para ver qué priorizar y pide atención sobre temas económicos. Para el ascendente en Leo, también es una oportunidad para discriminar y descartar lo que no es útil, para optimizar los recursos y seleccionar con mejor criterio dónde se invierte la energía, qué se valora.

Virgo: para el Sol en Virgo, la temporada virginiana trae gran vitalidad; realza el talento innato de laboriosidad, clasificación, método y orden para aprovechar al máximo el funcionamiento de las cosas. Sin embargo, es importante advertir para no caer en una faceta extremadamente minuciosa o crítica y entender que no todo puede ser impecable y eficiente. Para el ascendente en Virgo, es buen momento para hacer un detox, por ejemplo, recapitular y discriminar entre las cuestiones que potencian la neurosis.

Libra: para el Sol en Libra, es buen momento para entregarse al misterio de lo emocional y el inconsciente. Si bien la Temporada de Virgo trae energía racional, para el Sol en Libra toca trabajar el orden interno a partir de la introspección y la reflexión, sin buscar explicaciones ni lógicas de funcionamiento. Para el ascendente en Libra sucede algo parecido, se ilumina la zona de la carta natal asociada a los finales y esto exhibe la importancia de entregarse a un orden mayor, que nos excede, circular y misterioso.

Escorpio: para el Sol en Escorpio, el Sol transitando Virgo nos habilita a digerir la gran información mental que recibimos día a día, para descartar lo que no es útil, para depurar y mejorar nuestros métodos de orden. Para el ascendente en Escorpio, se ilumina la zona de la carta natal asociada a lo colectivo y los proyectos grupales, puede ser una oportunidad para afianzar redes de trabajo y ver qué detalles ajustar para ayudar a su expansión.

Sagitario: para el Sol en Sagitario, la temporada virginiana trae mucho trabajo y puede ir de la mano de una gran exigencia interna y/o externa. Por eso, puede servir sintonizar desde la confianza la energía disponible y llegar a un acuerdo estratégico entre los resultados que se busca conseguir y cómo administrar eficientemente el tiempo, sin perder de vista el plan mayor para no detenerse en detalles nimios. Para el ascendente en Sagitario, se ilumina la zona de la carta natal asociada a la profesión y pide hacer un balance interno para ver si el año está orientado hacia donde querés ir, o si más bien te dejaste llevar por la corriente.

Capricornio: para el Sol en Capricornio, la Temporada de Virgo funciona como disparador para sintonizar aquello que da sentido y cohesión a la dirección vital, para avanzar con entusiasmo en proyectos expansivos. Para el ascendente en Capricornio, se ilumina la zona de la carta natal asociada al extranjero y puede ser buen momento para planificar a largo plazo un viaje, gestionar una alianza internacional que potencia un emprendimiento personal y/o laboral e incluso empezar a pensar en un cambio en el lugar geográfico que se habita.

Acuario: para el Sol en Acuario, es un momento óptimo para emprender una purificación energética y física. Virgo se asocia a la salud y la sanación, y para el Sol en Acuario puede ser una buena oportunidad para sintonizar con estos temas que suelen resultar tediosos y ajenos. Para el ascendente en Acuario se ilumina la zona de la carta natal asociada a la intimidad y puede ayudar a llevar consciencia para hacer orden interno en la introspección, clarificar ideas y sensaciones, para desenredar el espiral.

Piscis: para el Sol en Piscis empieza a ser más visible cuál es el camino compartido con la pareja o la situación sexoafectiva, cuáles son los puntos de encuentro y cuáles no. Para el ascendente en Piscis, sucede algo parecido: Virgo es su eje complementario y se ilumina la zona de la carta natal asociada a la pareja. Es un momento ideal para dimensionar cómo funciona el vínculo, para intentar armar planes nuevos y encontrar una rutina amorosa y divertida.

Temas

Comentarios