Menu
4 cosas a tener en cuenta para elegir una base de maquillaje
Belleza

4 cosas a tener en cuenta para elegir una base de maquillaje

¿Cómo saber cuál es mi base de make up perfecta? Parece complicado, pero en base a ciertos factores de nuestra piel, podremos elegir y comprar el producto perfecto. A continuación, te los enumeramos.

Imagen de MUI

por Redacción mui

Elegir una base de maquillaje parece sumamente complicado. Sin embargo, simplemente debes analizar algunos aspectos de tu cutis, para que el producto que escojas te dé un acabado perfecto. Hoy te contamos qué debes tener en cuenta para comprar tu próxima base de make up.

1. Tipo de piel

  • Grasa: tiene una apariencia porosa, húmeda y brillante. Se produce como resultado de un exceso de producción de grasa por las glándulas sebáceas. Suele estar determinado por causas genéticas y/o hormonales.
  • Mixta: tiene características de la piel seca y grasa, ya que la distribución de las glándulas sebáceas y sudoríparas no es homogénea. La zona más grasa suele corresponder a la zona T (frente, nariz y barbilla).
  • Normal: presenta una textura regular, sin imperfecciones y un aspecto suave y limpio.
  • Seca: es causada por factores externos como el clima, la baja humedad del aire y la inmersión en agua caliente. Si no se cuida, puede provocar otros problemas cutáneos como eccemas. 
Tipos de piel. Fuente: Belleza con K

2. Nivel de cobertura

  • Alta: cubren imperfecciones, cicatrices, espinillas y manchas, dejando tu piel perfectamente uniforme. Suelen ser de larga duración y no se transfieren a otras superficies, ni desaparecen con el sudor.
  • Media: es de cobertura ajustable. Se puede aplicar una capa o más dependiendo del look que desees.
  • Ligera: da un aspecto natural, sin imperfecciones. Sin dudas, es una opción sencilla para no parecer maquillada.

Síguenos en Google News, dale clic a nuestra estrella

3. Fórmula

  • Líquida.
  • Aerosol.
  • Barra.
  • Mousse.
  • Polvo.
Subtonos de base de make up. Fuente: Belletica

4. Sub-tonalidad

Para ello, es importante diferenciar cuál es tu tono, así conseguirás elegir la base y el corrector que mejor quede en tu piel. Prueba la base entre rostro y cuello, siendo este último al que prestarás más atención.

Primero, fíjate en tus muñecas, concretamente en las venitas del lado interno. Luego, busca tu subtono de piel:

  1. Neutro: predomina el gris, y las venas son difíciles de distinguir entre un tono azulado o verdoso. La piel no tiene color predominante y se enrojece con el sol antes de broncearse.
  2. Rosado: predomina el rosa, y las venas son de tono azulado y/o violeta. La piel tiene un ligero toque rosado y suele enrojecerse con el sol.
  3. Dorado: predomina el beige, y las venas tienen un tono verdoso, aunque la piel tiene un color amarillo y se broncea fácilmente con el sol, adquiriendo matices dorados.
  4. Oliva: predomina el ocre, y las venas tienen un tono verdoso. Tu piel es de un color aceitunado o cetrino, y se broncea con el sol.

 A partir de esta información, elige el subtono de tu base de maquillaje:

  • Cálida: con pigmentos de la gama cálida, como dorados, marrones y naranjas.
  • Fría: con pigmentos rosados.
  • Neutra: con pigmentos amarillos.

Fuente: IG Glam Cosméticos

Activa las notificaciones y sé el primero en enterarte de todo

Temas

Comentarios