Belleza

5 pasos para conseguir una sonrisa cautivadora, enamorarás a todos

Lograr una sonrisa perfecta parece imposible y aquellos que pueden, son apodados como "suertudos". Sin embargo, con los siguientes 5 pasos recomendados por profesionales, podrás hacer tu sueño hecho realidad.

5 pasos para conseguir una sonrisa cautivadora, enamorarás a todos
5 pasos para conseguir una sonrisa cautivadora, enamorarás a todos

¿Cómo logramos una sonrisa perfecta? Desde el Centro Dental Casher compartieron los 5 pasos que debes tener en cuenta para conseguirla, desde tus dientes hasta tus encías. No pierdas de vista ninguno de ellos y lograrás tu objetivo.

Los 5 pasos necesarios para conseguir una sonrisa perfecta.

1- El color de tus dientes: Es lo primero que nos fijamos cuando la gente sonríe. Un color de dientes blanco resulta muy atractivo; ahora bien tampoco uno tiene que obsesionarse por conseguir lo que se considera el "blanco nuclear"

El cómo "reluce" el blanco de los dientes va a depender de diferentes factores. Por ejemplo, no luce lo mismo un diente del mismo color en una persona de piel muy clara que en una persona de piel más oscura. En la persona de piel oscura lucirá más por el contrate que se genera. 

Los tratamientos dentales recomendados para obtener unos dientes más blancos son los siguientes:

El "relucir" de los dientes cambia si la persona es blanca o morena.

2- Forma y tamaño de los dientes: Existen cánones de belleza estandarizados que "nos dicen" como son unos dientes bonitos, pero la estética es muy subjetiva y unos dientes que te gusten a tí, no tienen porqué gustarle al otro. Por supuesto, siempre está bien tener unas "referencias" para conseguir lo que buscas.

Por ejemplo, unos dientes muy largos no van a resultar atractivos porque parecerían los de un caball; si son demasiado cortos tampoco lucen porque no se ven "lo suficiente". Unos dientes demasiado finos no son atractivos, suelen aparecer espacios entre ellos y al final, parecen las teclas de un piano. Unos dientes muy gruesos se ven "demasiado".

Los dientes deben ser acordes con la forma de la cara. A una persona de cara fina y alargada le "sentarán" mejor unos dientes de esas características, igual que a una persona de cara ancha le "sentarán" mejor uno dientes anchos. 

Los tratamientos dentales de elección para corregir este tipo de alteraciones son las carillas, ya sean de composite o porcelana, y las fundas de zirconio-porcelana.

3. Posición de los dientes: Unos dientes descolocados arruinan una sonrisa sí o sí por mucho que tengan un color, forma y tamaños adecuados. Los dientes del frente anterosuperior tiene que tener la línea de la encía, de tal manera que siga una línea gingival armónica. Igualmente tienen que estar armónicamente situados los bordes incisales de los dientes.

El tratamiento de elección es la ortodoncia. Mediante la misma, se colocan los dientes en su posición ideal. Si luego es necesario corregir alteraciones de forma, tamaño y color hay que recurrir a los blanqueamientos, las carillas y las fundas.

Concurre a tu dentista de confianza de forma regular.

4- Encías: Las encías son lo último que nos solemos fijar en una sonrisa, pero puede arruinar a la misma. Las encías deben seguir una línea gingival. Unas inflamadas hacen que éstas se engrosen y por lo tanto, la línea gingival quede alterada. Si la inflamación de las encías es severa y se destruye el hueso que sujeta al diente, aparte de la movilidad dental que se genera, aparecen las recesiones gingivales. Es como si la encía se alejara de la corona diente, haciendolos parecer más largos, también se expone la raiz del diente, que tiene un color amarillento y por último aparecen los llamados triángulos negros entre los dientes.

La inflamación de las encías hace que estas sangren y adquieran un color rojo muy intenso, el color de una encía sana es rosáceo. El causante de la inflamación de encias es el sarro. Si se acumula en gran cantidad puede adquirir unos colores oscuros muy desagrables para la vista, estos pueden ser gris,verde, amarillo o marrón.

Para solucionar estos problemas hay que eliminar el sarro con limpiezas y curetajes o raspajes y alisados radiculares. Una vez eliminado el sarro, si continúa la alteración estética se pueden plantear gingivectomías o injertos de encía.

El sarro provoca la inflamación de las encías.

5. Sonrisa "oculta": Muchos pacientes se obsesionan con sus dientes anterosuperiores (los delanteros de arriba para que me entiendas) y se olvidan de otros elementos de la sonrisa como son el resto de los dientes y los labios.

La sonrisa dental comprende todos los dientes. Si una persona sonrie enseñando sus 6 dientes delanteros (incisivos y caninos), pero sin enseñar los dientes posteriores (premolares y muelas), está enseñando una sonrisa envejecida. Los denominados corredores bucales tiene que presentar dientes; si no hay dientes, quedan unos corredores bucales oscuros, ofreciendo una sonrisa muy poco atractiva. Lo mismo pasa con los dientes de la arcada inferior, si no hay dientes inferiores no se puede hablar de una sonrisa completa. 

Maria Laura Lago

Locutora Integral de Radio y Televisión egresada en el Instituto Eter. Estudiante de la Tecnicatura en Periodismo Digital en la Universidad Nacional de Mar del Plata. Community Manager. Docente en Nivel Secundario.+ info

Noticias Relacionadas

Más Noticias

Más Noticias