Aprende cómo cicatrizar heridas con este sencillo tónico de jengibre

Muchas veces los ungüentos comerciales resultan muy costosos y existe la necesidad de curar alguna herida que tenemos y no sabemos qué hacer. Para esos casos utiliza este maravilloso remedio que ayudará a tu piel a sanar naturalmente.

Muchas veces nuestra piel resulta dañada por alguna rozadura, raspadura, caída o impacto que rompe nuestra piel generando una herida abierta que es necesario curar además de procurar que quede el menor rastro posible de marca

Las propiedades antioxidantes y antiinflamatorias convierten al jengibre en un aliado para tratar heridas.

Si tú, o tus hijos se encuentran en esta situación, resulta propicio que utilices este tónico que puedes aplicar en cualquier parte de la piel y obtener los mejores beneficios del jengibre para curar la herida.

¿Qué necesitas?

¿Cómo lo haces?

Licua la taza de agua y la ralladura de jengibre hasta que estén bien integrados. Coloca compresas de este tónico en la herida a tratar durante 5 minutos. Luego deja secar y repite el proceso 3 veces al día.

Un estudio publicado por el Asian Pacific Journal of Tropical Biomedicine, explica que el jengibre posee propiedades antiinflamatorias y antioxidantes que resultan propicias a la hora de ayudar a regenerar la piel y evitar que quede la menor marca posible por el daño ocasionado.

Pon en práctica este sencillo tónico que restaurará tu piel con un bajo costo y de forma natural.

Más Noticias