Belleza

¿Cabello fino y débil? 2 mascarillas capilares para darle grosor a tu melena

El cabello fino suele enredarse y quebrarse con mucha facilidad, en esta ocasión te compartimos dos sencillas mascarillas para fortalecer la hebra del cabello 

¿Cabello fino y débil? 2 mascarillas capilares para darle grosor a tu melena
¿Cabello fino y débil? 2 mascarillas capilares para darle grosor a tu melena

En el mercado existe una gran cantidad de productos de belleza que prometen tener la solución a este problema y aunque algunos pueden ser muy efectivos, en esta ocasión te presentamos dos mascarillas capilares caseras perfectas para cabello fino y débil.

Mascarilla capilar de aceite de oliva y huevo

Mascarilla de huevo y aceite
Seguro has escuchado hablar de las propiedades del aceite de oliva en el cabello. Además de fortalecer el folículo capilar evitando la caída del cabello, estimula su crecimiento gracias al aporte de vitamina E, haciéndolo más fuerte y menos débil. El huevo por su parte actúa como un acondicionador, hidratando profundamente la hebra del cabello.

¿Qué necesitas?

¿Cómo hago?
Para preparar esta mascarilla, una de las más conocidas y fáciles de preparar, sólo tienes que mezclar las yemas de huevo y el aceite con el agua. Cuando esté lista la mascarilla, aplica sobre el cabello seco, cubriéndolo por completo, deja reposar por media hora y luego retira con agua y champú.

Mascarilla de aceite de oliva y mayonesa

Mascarilla de aceite de oliva y mayonesa
Al comienzo de la nota te comentamos algunas de las propiedades de este hidratante natural, perfecto para el cabello fino y el mejor aliado para reparar las puntas abiertas, ahora bien, es importante que conozcas los beneficios de la mayonesa, producto que gracias a sus compuestos es ideal para combatir la resequedad, mediante la hidratación y el engrosamiento de la hebra del cabello.

¿Qué necesitas?

¿Cómo hago?
Mezcla en un recipiente la mayonesa, el huevo y el aceite de oliva. Cuando hayas conseguido una crema homogénea aplica sobre el cabello desde la raíz hasta la punta, cubre con un gorro de baño plástico y deja reposar durante 30 minutos. Transcurrido el tiempo enjuaga con abundante agua tibia y luego aplica tu champú y acondicionador habitual.

Noticias Relacionadas

Más Noticias

Más Noticias