Belleza

Estos son los hábitos más comunes al bañarte que ponen en peligro tu piel

Si eres de los que acostumbra bañarte con agua caliente, tienes que conocer los riesgos a los que te expones con este hábito aparentemente inofensivo

Estos son los hábitos más comunes al bañarte que ponen en riesgo tu piel
Estos son los hábitos más comunes al bañarte que ponen en riesgo tu piel

No todo lo que hacemos en la ducha es totalmente saludable, muchos de los hábitos que practicamos a diario al bañarnos pueden poner en peligro la salud de la piel. En las siguientes líneas te enumeramos una serie de malos hábitos que hasta ahora creías inofensivos. 

Evita lavar la cara con jabón corporal

Lavar el rostro con jabón corporal
Este es uno de los hábitos más recurrentes a la hora de bañarte. Aunque parezca inofensivo nunca debes lavar el rostro con el jabón corporal y la razón tiene que ver con los niveles de pH, que es mucho más alto en el caso de las pastillas corporales y puede ser muy agresivo para la piel del rostro.

Bañarte con agua caliente
Nada más placentero que un baño con agua caliente, pero sabías que este hábito elimina los aceites y las grasas naturales de la piel que tienen una función protectora corriendo el riesgo de deshidratarse. Por eso lo recomendable es que comiences a tomar baños con agua fría.

Baños cortos
El baño perfecto nada tiene que ver con el tiempo que pasas bajo el agua, un estudio de la Universidad de San Diego en los Estados Unidos demostró que el exceso de agua y jabón destruye las barreras protectoras de la piel, haciéndola propensa a contraer infecciones, partiendo de esto los especialistas recomiendan tomar duchas cortas de cinco minutos o menos.

Los baños cortos protegen tu piel

Usar esponjas de baño
Un estudio publicado en Journal of Clinical Microbiology en 1994 reveló que las esponjas de baño alojan una gran variedad de bacterias. Aunque es el accesorio perfecto para remover las células muertas de la piel, si acostumbras usar esponjas asegúrate de reemplazarlas cada dos semanas y ponerlas a secar al sol después de cada baño.

Exfoliar la piel a diario
Si bien la exfoliación permite remover las células muertas adheridas a la piel, hacerlo diariamente puede resultar un hábito peligroso, ya que no estamos permitiendo que la capa natural de queratina de la piel se regenere.

Noticias Relacionadas

Más Noticias

Más Noticias