Menu
Cómo cuidar tu mente y mejorar tu bienestar en fiestas de Fin de Año
Bienestar

Cómo cuidar tu mente y mejorar tu bienestar en fiestas de Fin de Año

Las fiestas de Diciembre son hermosas, pero también tienen sus trasfondos complicados. Organizar, comprar regalos y ver la comida, son algunas de las tantas tareas que tenemos en Navidad y Año Nuevo. Pero tranquilo, aquí te contamos cómo sobrellevarlas de la mejor manera.

Imagen de MUI

por Redacción mui

Llega Navidad y Año Nuevo, y nuestra mente parece estar más cansada que de costumbre. No solo porque estamos a días de cambiar de año, también por todos los planes con familia y amigos que organizamos para pasarle excelente. Cuidar tu mente es primordial. Pon en marcha la siguiente guía.

Síguenos en Google News, dale clic a nuestra estrella

1. Libérate de expectativas irrealistas

Las fiestas no tienen que ser perfectas. No debes hacerlo todo y no es necesario que sacrifiques tu bienestar por la felicidad de los demás. En vez de eso, pregúntate para qué celebramos. Se consecuente con tu respuesta.

2. Planifica con anticipación

Acuerda con tus familiares qué tareas o tradiciones priorizar y cómo repartir las responsabilidades. En el plano personal, haz una lista con lo que debes hacer e intenta comenzar, al menos, una semana antes.

3. Advierte tus límites sensibles

"¿Cuándo se van a casar?", "¿Por qué no han tenidos hijos aún?", "¿Por quién votaste?", son preguntas frecuentes. Explícales que ciertos temas te generan ansiedad y que no quieres tener esas conversaciones en eventos familiares. Esto lo puedes hacer días antes de las reuniones o pedirle a alguien cercano que te ayude a transmitir esta información y que te apoye.

4. Toma distancia de personas tóxicas

Es difícil, pero en ocasiones tomar una sana distancia puede ser la única opción para protegerte y resguardar tu salud mental. Busca una tribu sincera y cariñosa que te acoja, inventa nuevas tradiciones que te hagan sentido.

5. Protege espacios para el duelo, para agradecer y descansar

Estas fechas generan una mezcla de emociones y pueden no significar lo mismo para todos. Dedica tiempo para recordar a los que no están, pero también para valorar los aspectos positivos de este momento de tu vida. Recuerda descansar y dedicar tiempo al relajo.

6. Sigue activo

El ejercicio aumenta los nivelos de endorfina, mejora la sensación de bienestar y disminuye el estrés. Además, el ejercicio ayuda a fortalecer el sistema inmune y es clave para la prevención de enfermedades metabólicas, depresión y ansiedad.

Lee también: 3 reflexiones para entender toda la abundancia y riqueza de la Navidad

7. Limita el alcohol y alimentos procesados

A menudo, los eventos de Fin de Año implican un aumento del consumo social de alcohol. Si bien podría ayudar a sentirte más relajada momentáneamente, debes saber que también puede actuar como un depresógeno. Además, favorece estados de agotamiento, irritabilidad,  labilidad emocional y agresividad.

Los alimentos procesados, o el exceso de comida, pueden generar que sientas menor nivel de energía, molestias físicas y gastrointestinales.

8. No te endeudes

Recordemos que el verdadero espíritu navideño no equivale a aumentar el consumo. Menos aún a que gastes lo que no tienes. Sugiere alternativa a tu grupo de celebración como hacer el "amigo secreto" o escoge regalos sencillos pero significativos, como galletas caseras.

9. Practica el altruismo

Ayudar a otros te permitirá a renovar el sentido solidario de estas fechas, mejorar tu autoestima y entregar felicidad. Considera ser voluntario de alguna organización, de hacer compañía a personas que están solas o de entregar dinero o regalos a fundaciones.

Fuente: IG María Ignacia Carrasco

Activa las notificaciones y sé el primero en enterarte de todo

Temas

Comentarios