Menu
Jason Momoa tuvo un duro recorrido para llegar a lo más alto de la fama.
Celebridades

Pasó hambre y vivió en una caravana: así llegó Jason Momoa a Hollywood

El ascenso a la fama de Jason Momoa no fue fácil. Con una infancia traumática en la que fue objeto de bullying y unos inicios que no le auguraban un futuro certero, el actor es un claro ejemplo de perseverancia y buena vibra.

Imagen de MUI

por Redacción mui

La vida de Jason Momoa ha sido una montaña rusa de emociones desde su más tierna infancia. Sus padres se divorciaron cuando solo era un bebé y sufrió bullying en la escuela por ser uno de los pocos niños birraciales. Desde pequeño tomó clases de artes, lo que empeoró su situación de acoso.

Jason Momoa en sus días de Los vigilantes de la playa: Hawai.

Sin embargo, el joven Jason no desmayó y siguió tratando de llegar a las pantallas, fue así como en su juventud logró un papel en Los vigilantes de la playa: Hawai, donde trabajó por tres años. Confiado de su éxito, se mudó a Hollywood para seguir triunfando en la industria, pero le esperaban duros momentos.

Por años nadie lo tomó en serio. Le costó mucho tiempo conseguir un agente y tuvo que dormir en caravanas y trabajar como portero para ganarse la vida. En 2008 una pelea en un bar le abriría el camino al éxito, luego de que le cortaran con una botella rota en la cara, dejándole una cicatriz que a la postre le sirvió para el papel de Khal Drogo en Game Of Thrones.

Pero después de la exitosa serie de HBO el actor volvió a caer en desgracia, ya que no era capaz de pronunciar largos parlamentos. Eso le impidió conseguir buenas ofertas. “No me salía nada de trabajo, es muy duro tener dos bebés y estar endeudados hasta las cejas. Nos moríamos de hambre”, decía el actor.

Con su personaje de Khal Drogo se abrió nuevos horizontes.

Jason Momoa siempre ha vivido con el estigma de ser considerado un actor de acción que no es capaz de interpretar papeles muy complejos, algo que le ha impedido arriesgar más en su carrera. “No soy conocido por mis interpretaciones sino por mis escenas de acción. Hablo poco y en frases cortas. No soy muy listo”, dice el actor sobre sí mismo.

Temas

Comentarios