Alimentación

3 recetas que puedes hacer con pepino para no romper la dieta

El pepino es un ingrediente fundamental de la dieta mediterránea, cuyos beneficios te hemos presentado en anteriores entregas. Si aún no sabes cómo incorporar esta saludable hortaliza en tu plan de alimentación, te damos tres sencillas opciones para comenzar a disfrutar de sus propiedades.    

3 recetas que puedes hacer con pepino para no romper la dieta
3 recetas que puedes hacer con pepino para no romper la dieta

El pepino es el perfecto aliado para quienes buscan bajar de peso, debido a su bajo contenido de hidratos de carbono. Esta refrescante hortaliza aporta sólo 13 kilocalorías por cada 100 gramos, ya que el 95,7% de su composición es agua. Además contiene ácido fólico, fósforo, calcio, hierro, zinc, potasio, magnesio, vitaminas del C, K y del grupo B. Un extraordinario alimento que puedes consumir de tres diferentes maneras y sin mucho esfuerzo.

Pepino agridulce

Pepinos agridulces

¿Cómo se prepara?

Lava con abundante agua los pepinos para eliminar cualquier impureza en la piel. Una vez escurridos, corta en finas rodajas y reserva. En una olla profunda vierte la medida de agua, el vinagre, la pimienta, los clavos de olor, el azúcar y la sal. Lleva a la cocina a fuego medio y cuando el líquido alcance el punto de ebullición, incorpora los pepinos, baja la intensidad del fuego, tapa y deja cocer por espacio de 20 minutos. Transcurrido el tiempo, deja enfriar antes de guardar los pepinos con su líquido en un envase de vidrio con tapa hermética.

Chips de pepino

Chips de pepino

¿Cómo se prepara?

Para esta receta puedes pelar el pepino o conservar su piel, en caso que decidas optar por la segunda opción, asegúrate de lavar con abundante agua y frota con un cepillo para eliminar todas las impurezas. Una vez limpios los pepinos, corta con una mandolina para lograr rodajas finas, luego cubre con la mezcla de vinagre y la sal, y dispón de forma ordenada en papel de horno sobre una bandeja de metal. Hornea a 160°C durante 10 minutos o hasta que queden crujientes.

Infusión de pepino, fresa y menta

Infusión de pepino, fresa y menta

¿Cómo se prepara?

Lo primero que debes hacer es desinfectar las fresas y lavar con abundante agua, al igual que el pepino y la menta. Cuando estén limpios, corta en finas rodajas el pepino y las fresas, y trocea finamente la menta. Seguidamente dispón en una jarra con el agua, el zumo de limón y la miel. Deja reposar en la nevera durante al menos dos (2) horas antes de consumir.

Más Noticias

Más Noticias