Yoga

Trikonasana, conoce las cuatro variantes de la postura del Triángulo

Realizar la postura del Triángulo y sus cuatro variantes es una excelente idea por dos razones fundamentales: mejora al máximo la flexibilidad del cuerpo al tiempo que tonifica la musculatura de las piernas, los brazos y la espalda.

Trikonasana, conoce las cuatro variantes de la postura del Triángulo
Trikonasana, conoce las cuatro variantes de la postura del Triángulo

Trikonasana o la postura del Triángulo, es una de las asanas más practicadas en las sesiones de yoga y la misma da origen a cuatro versiones con diferentes niveles de dificultad: Utthita Trikonasana o Triángulo Extendido; Parivrtta Trikonasana o Triángulo Invertido en sus dos variantes; y Parivrtta Baddha Trikonasana o Llave de la Postura del Triángulo.

Aprende las cuatro variantes de la postura del Triángulo

Beneficios de hacer Trikonasana

Postura del Triángulo: Paso a paso

Partiendo de Tadasana, de pie sobre una esterilla con la espalda recta. Da un paso lateral para separar considerablemente ambas piernas, con cuidado de no sobrepasarse. Gira el pie derecho hacia la derecha y rota ligeramente el izquierdo hacia su lado. Ahora eleva ambos brazos en forma de cruz, inhala para inclinar la parte superior del cuerpo hacia la derecha y una vez que la mano derecha toque el suelo, gira la cabeza hacia arriba. Mantén esta postura por espacio de 10 segundos, tiempo durante el cual sentirás como se estiran todos los músculos del cuerpo.

Postura del Triángulo Extendido: Paso a paso

Esta postura guarda mucha relación con la asana inicial, con las dos únicas diferencias que una de las piernas debe estirarse aún más que la otra, en este caso la pierna del lado donde realizaremos la inclinación. Mientras el brazo que en la postura anterior hace contacto con el suelo, en esta asana se apoyará en el pie quedando en posición vertical.

Postura del Triángulo Invertido I: Paso a paso

Partiendo de la posición inicial, de pie con la espalda recta, separa las piernas dando un gran paso lateral. Gira el pie derecho hacia su lado y apunta ligeramente el izquierdo hacia la izquierda, luego eleva ambos brazos en forma de cruz, una vez aquí inhala profundamente para girar la parte superior del cuerpo hacia la derecha y tocar la esterilla con la mano izquierda. Apunta el brazo derecho hacia arriba y aguanta en esta posición 10 segundos para regresar a la pose inicial y repetir con el lado contrario.

Postura del Triángulo Invertido II: Paso a paso

El nivel de dificultad de esta variante es inferior a la anterior. Debes girar igualmente el torso hacia la derecha con una leve inclinación, manteniendo ambas piernas quietas sin moverse, pero en este caso la mano izquierda no tocará el suelo, en su lugar debes apoyarla en la parte exterior de la rodilla, mientras el brazo derecho se mantiene elevado apuntando hacia arriba.

Llave de la postura del Triángulo: Paso a paso

Para realizar esta asana avanzada, debes comenzar haciendo la postura del Triángulo Invertido I o II, tal como te explicamos en párrafos anteriores. El brazo que apunta hacia arriba debes bajarlo e intentar que llegue al otro brazo por la espalda. En esta variante la cara debe apuntar hacia el suelo todo el tiempo. Una vez que hayas logrado realizar la Llave de la postura del Triángulo, aguanta 10 segundos antes de regresar a la pose inicial.

¿Quiénes no pueden hacer Trikonasana?

Aunque su práctica es muy común entre quienes se están iniciando en el yoga, si tienes problemas de tensión consulta primero con tu médico antes de realizar esta asana. En caso de que no tengas ningún tipo de impedimento físico, te recomendamos realizar poco a poco esta postura, al igual que sus cuatro variantes, para que notes los cambios en tu cuerpo.

Más Noticias

Más Noticias