Gatos

Cómo limpiar los ojos y las orejas a tu gato

Aunque los gatos son animales independiente y con una excelente higiene en ocasiones es requerido que los humanos lo ayuden a mantener su cuerpo limpio en ciertas zonas que ellos no pueden, como lo son sus ojos y orejas.

Cómo limpiar los ojos y las orejas a tu gato

Los ojos y orejas de los gatos están mucho más desarrollados que el de los humanos, por lo tanto son mucho más sensibles y requieren de un cuidado especial, por eso te diremos cómo es la manera correcta de limpiarlos.

Cómo limpiar los ojos de un gato: Lo ideal es que solo utilices un paño sin pelusas, por ejemplo, de algodón. Puedes humedecerlo con un poco de agua previamente hervida y pasarlo de forma suave sobre sus ojos.

Cómo limpiar los ojos y las orejas a tu gato

Es evidente que no tienes que limpiar el ojo, sino solo el pelaje de alrededor y, si es necesario, los párpados. Emplea para cada vez un paño limpio con el fin de evitar ensuciar o infectar el ojo de nuevo, el mismo modo de proceder también es adecuado si el veterinario ha recetado una disolución para los ojos.

Cómo limpiar las orejas de un gato: En lo que respecta a los oídos, por lo general, si los gatos están sanos no requieren una limpieza. Sin embargo, cuando existen parásitos o exceso de cerumen se puede necesitar apoyo humano, sé muy cuidadoso, ya que los bastoncillos para los oídos y otros productos agresivos de limpieza pueden herir el interior del oído y empujar la suciedad y las bacterias hasta el oído interno, la cera que se acumula puede formar un tapón en el tímpano y ocasionar una inflamación o afectar a la capacidad auditiva.

Cómo limpiar los ojos y las orejas a tu gato

Un método menos agresivo es emplear un paño de algodón sin pelusas ligeramente humedecido y limpiar despacio el pabellón auditivo, de fuera hacia dentro, aquí puede resultar útil sujetar de forma delicada la oreja con la otra mano, repite con cuidado lo anterior con un paño limpio para evitar causarle dolor o provocarle lesiones, no introduzcas ningún cuerpo extraño ni ningún pañuelo doblado dentro del oído, ya que una limpieza invasiva solo la puede realizar el veterinario.

Recuerda que tienes que hacerlo con mucho cuidado y paciencia para evitar que el gato se ponga nervioso mientras lo limpias, luego de hacerlo, prémialo para que se acostumbre a la manipulación.

Sabrina Cedeño

Cocinera de alma. Amante de las cosas ricas, el buen vino y música suave de fondo.+ info

Más Noticias

Más Noticias