Perros

Conoce las reacciones más comunes luego de vacunar a tu perro

Es importante que sepas que los cachorros son más vulnerables a sufrir efectos adversos que los adultos. También son más propensos los perros de razas pequeñas y aquellos que hayan sido esterilizados. Sin embargo, en la mayoría de los casos, no deberíamos de preocuparnos sobre estos posibles efectos. Las vacunas han sido testeadas anteriormente, son completamente seguras para los perros y les ayudan a inmunizarse contra las enfermedades.

Estas son las reacciones más comunes luego de vacunar a tu perro

Las vacunas son fundamentales tanto para humanos como para perros y el resto de animales domésticos. Pero al igual que los medicamentos, no están libres de producir alguna reacción posterior a su administración, sobre las que hablaremos en este artículo. No olvides que, al margen que puedan producirse efectos secundarios debido a las vacunas, es fundamental que nuestros perros sigan el calendario de vacunación para evitar contraer cualquier enfermedad ¿ok?

Por ello, como dueño, estas en la obligación de llevar a tu amigo peludo al veterinario para que le apliquen las vacunas necesarias. El especialista realizará un breve estudio sobre el perro para determinar si en función de su salud, su edad o su situación geográfica merece la pena la inoculación y cuál es la dosis correcta de los medicamentos a administrar, así que no hay que tener miedo en lo absoluto, todo sea por la salud de tu peludo.

¿Qué tienen las vacunas?

Debemos tener en cuenta que en una vacuna, no solamente va el virus debilitado, o una fracción de su cápsula, como el caso de vacunas víricas, sino también una serie de excipientes 8sustancias que ayudan a estabilizar el producto) para garantizar que lo que se va a inyectar  pueda viajar a donde deseamos. También contienen coadyuvantes que permiten facilitar la acción del principio activo. Encontramos además conservantes para su duración, pero esto nos da una idea de los diferentes orígenes que puede tener una reacción postvacunal en perros. Por ello, cuando observamos una reacción luego de la vacunación en nuestro perro, ésta puede deberse a muchas causas.

¿Qué vacunas provocan más reacciones postvacunales en perros?

Generalizando bastante, la rabia y la vacuna de la leptospirosis, son quizás las que más reacciones postvacunales provocan en los perros. Pueden ser reacciones de distintos tipos y gravedad, y todo depende de las condiciones del perro que las reciba, sus sistema inmunológico, entre otros factores. Pero descuida, que tu veterinario realizará siempre una exploración completa y una buena anamnesis (te hará preguntas clave) antes de vacunar. Que no cunda el pánico, un profesional en esta área sabrá que es lo que debe hacer para que el este seguro.

¿Cuáles son las reacciones más frecuentes?

Inflamación y/o endurecimiento de la piel: Las vacunas se administran debajo de la piel y es posible que tras la aplicación, aparezca una zona inflamada en el lugar en el que se inoculó. Suele ser común en rabia, dando lugar a un bulto fibroso, no doloroso, que no crece tras unos día y no parece molestar. En el caso de las demás vacunas, puede dar lugar a molestias que desaparecen tras una horas, como cuando a las personas nos vacunan contra el tétanos. En general, desaparece solo tras un par de días, o un par de meses, dependiendo del lugar de inyección, así que tranquilo. Aplicar calor seco varios minutos al día suele ayudar a mejorar la circulación local para que desaparezca mucho más rápido.

Apatía y/o fiebre: Podemos encontrar a nuestro perro apático o letárgico (somnoliento) al cabo de una hora o el día posterior a la vacuna, incluso pueden aparecer unas décimas de fiebre que suelen pasar desapercibidas ya que no es un aumento excesivo de la temperatura corporal y se debe a la respuesta del sistema inmune. Solamente notarás un leve decaimiento, y tu perro está menos alegre que de costumbre, peeeero, nuevamente te decimos: calma, que si esto interfiere con la vida normal del perro, el veterinario podrá prescribir un antipirético. Recordemos que nunca debemos administrar antiinflamatorios de humanos a nuestros perros.

Vómitos y/o diarrea: Los síntomas gastroentéricos, es decir que afectan el estómago y el intestino, son también bastante frecuentes, especialmente los vómitos en las horas posteriores a la vacunación. Suelen ser autolimitantes, es decir, desaparecen solos, pero en el caso de que el perro sea pequeño o cachorro, siempre debemos estar atentos a una posible deshidratación. Sigue las sindicaciones del veterinario: antieméticos caninos, agua, descanso.

Hinchazón (edema) en párpados y/o labios: A veces nuestro perro aparece literalmente hinchado los minutos u horas posteriores a una vacuna, hasta el punto de no poder abrir bien los ojos por lo inflamados que tiene los párpados. En este caso, nuestro veterinario nos indicará que acudamos de inmediato a la consulta, y procederá a administrarle un corticoide para frenar la reacción adversa, y bajar la inflamación, y procederá a controlarlo en las horas posteriores. No debemos demorar la visita si encontramos estos signos, pues el edema puede aparecer en laringe y provocar asfixia.

Urticaria y/o picor generalizado: Un pequeño porcentaje de perros vacunados puede presentar ronchas en piel o picor generalizado tras la vacuna. De nuevo nuestro veterinario nos indicará acudir a la consulta para una inyección de corticoide que ayude a frenar la reacción alérgica.

Constanza De Sousa

Copywriter, creative editor and content creator+ info

Más Noticias

Más Noticias