Perros

Esto es todo lo que debes saber antes de cruzar a tu perro

El día de hoy  nos ocuparemos de un tema que siempre se apodera de la preocupación de los cuidadores en cuanto a la reproducción de sus perritos y cuando es el momento más óptimo para esto, como todos los aspectos relacionados con el cruce de los perros. Y es que la posibilidad de que nuestro perro o perra se cruce suele convertirse en un problema, lo sé, no pensabas que pudiera implicar tantas cosas, ya lo verás.

¡Esto es todo lo que debes saber antes de cruzar a tu perro!
¡Esto es todo lo que debes saber antes de cruzar a tu perro!

El apareamiento de tu perro suele despertar un mar de dudas y suposiciones. Una de las inquietudes más importantes es la edad, ya que tanto el embarazo como el parto de la perra  provocan grandes cambios en nuestra mascota, pues claro, como a una mujer, las hormonas toman control sobre todo, y cabe destacar que tu perrita debe estar físicamente preparada para asumirlos y que su salud no se resienta. También es importante en el perro, ya que si cruzamos a nuestro can para tener una camada esperamos a que todos los cachorros sean perfectos, como si fuese un anuncio.

A continuación, vamos a centrarnos en responder a las dudas más frecuentes acerca del apareamiento de los perros y como ocurre este proceso, tiempo, edad, salud absolutamente TODO lo que nos ayudará a adoptar las precauciones adecuadas para evitar el nacimiento de camadas no deseadas, o que puedan tener algún problema o causarle un problema a nuestro compañero peludo.

Una de las preguntas más frecuentes es si ¿el celo implica madurez en el perro? Pues, los perros solo van a querer reproducirse cuando pueden físicamente y esto se limita a un período concreto que denominamos ‘celo’. Si queremos saber a qué edad los perros pueden tener cachorros, que se presente el celo no deja lugar a dudas. A partir de su aparición, el animal va a ser fértil, por lo que podrá reproducirse. Una perra en celo va a presentar, como signos más destacados, una hinchazón en la vulva y una secreción vaginal sanguinolenta. Pero, además, notaremos cambios en su comportamiento, orinará un mayor número de veces, estará alterada, mostrará la vulva si se le acerca un perro y los atraerá. Las perras sufren este período de celo unas dos veces al año, es algo así como una mujer con su período aunque más espaciado, literalmente.

¿Y en los machos qué? Por su parte, los machos no tienen un período de fertilidad marcado. En cuanto alcanzan la madurez pueden aparearse siempre que detecten la presencia de una perra en celo. En ellos esta etapa se muestra más con signos en su comportamiento, es decir, el perro está en celo y llora, se muestra nervioso, intenta fugarse tras la perra, etc. Además, podría pelearse con otros machos para conseguir acercarse a ella, todo un adonis.

¿Qué condiciones afectan la reproducción?

1. Edad: La edad óptima de reproducción es cuando el animal se ha desarrollado física y sexualmente. El celo en la perra es el que marca su capacidad reproductiva, tal cual se mencionó anteriormente, sin embargo, conviene esperar al tercer celo (18-24 meses) para el cruce que es cuando se encuentra en pleno rendimiento. Los machos, aunque pueden ser fértiles a los 6 meses, también conviene esperar al año o año y medio para que sea sexualmente maduro.

2. Ciclo sexual de la perra: ¿Cuál es el momento adecuado para la reproducción? Lo marca el ciclo sexual de la perra. El sangrado indica el inicio del celo, y dos días después suele darse la ovulación. El celo suele durar unas 4 semanas, las 3 primeras de sangrado y la última de aceptación del macho. La hembra rechazará al macho hasta que lo óvulos no estén preparados para la fecundación. Durante el celo ella libera feromonas en su orina capaces de atraer a perros a kilómetros de distancia, pero ella será la que decida el momento de apareamiento. Esto es TODA una travesía, ¿eh?

3. Señales de la perra en celo: La perra en celo está lista para aparearse cuando bajan los niveles de hormonas. Cuando está receptiva, durante la ovulación, el sangrado sigue aunque no es muy abundante, y el tamaño de sus genitales crece. Mostrará su interés con una actitud activa: acercamiento, movimientos insinuantes, exhibición de genitales apartando la cola... El macho ante dicha insinuación responderá oliendole el rostro y cuerpo y lamiendo la vulva.

4. Experiencia: Una pareja de perros inexpertos puede necesitar más intentos ya que el macho puede tener dificultades para realizar la monta. Si se produce un rechazo o no ocurre la monta es porque uno de los dos no está preparado, la hembra es primeriza o no se encuentra en el etapa del celo correcta. Si no se da, no los presiones, podrías agobiarlos.

5. Lugar de encuentro: La monta conviene realizarla en un lugar neutral para ambos perros. Llevar al macho a la casa de la hembra puede hacer que ésta se sienta incómoda e intimidada por tener a un desconocido en su territorio, en estos casos, la presencia del dueño puede aumentar el rechazo. Es mejor llevar a la hembra en celo a la casa de él para que éste no tenga miedo ni inseguridades. La monta debe ser espontánea y para ello, hay que crear un ambiente tranquilo, dejarles que se huelan e interrelacionen, sin prisas, ruidos ni agobios.

¿Es necesario cruzar a un perro?

Tal y como te hemos explicado, esto no es algo que el perro necesite para mantenerse sano o ser feliz, con tu amor y una vida perruna tranquila que cubra sus necesidades, bastará para él. De esta forma, debemos tener presente que el mito que justifica que toda perra debe tener al menos una camada en la vida es totalmente falso. De hecho, esterilizar o castrar a perros y perras de forma pronta aporta múltiples beneficios para su salud, tales como prevenir la aparición de tumores de mama o de testículos, mastitis, embarazo psicológico, etc.

Constanza De Sousa

Copywriter, creative editor and content creator+ info

Más Noticias

Más Noticias