¡Cómo nuevas! Estos son los trucos más efectivos para limpiar las juntas de las baldosas

Las juntas de las baldosas tienden a acumular el sucio en ellas y es por ello que la limpieza de esta delgada línea es un poco más determinante que la de la baldosa en sí.

Una cosa son las baldosas y otra son las juntas, y estas últimas suelen recoger todo el sucio que no quita la limpieza usual del piso. La solución, algunos tips que dejarán inmaculada esta delgada línea con un poco de esfuerzo y cuidado.

3 trucos infalibles para dejar tus pisos impecables.

Amoníaco

Esta es la solución más rápida y efectiva porque el amoníaco es sumamente fuerte y remueve cualquier impureza. Para utilizarlo debes primero abrir todas las ventanas de la casa porque su olor es muy fuerte y puede afectarte, luego debes colocarte guantes porque es un elemento muy corrosivo.

Tras estas inquebrantables medidas de seguridad, calienta un poco de agua hasta el punto de ebullición y mezcla, para empezar, por cada dos tazas de agua media de amoníaco. La finalidad de mezclarlo con agua caliente, es que ayude a remover la suciedad y a su vez disminuya el olor fuerte que emana este elemento.

Ve colocando sobre las juntas de las baldosas, deja que actúe por 5 minutos y empieza a restregar con un cepillo. El cambio será inmediato.

Lejía

Aunque posee un olor menos penetrante que el amoníaco, este es otro elemento corrosivo que rápidamente y sin mucho esfuerzo removerá la suciedad de la unión de la cerámica.

El proceso es el mismo del amoníaco, incluidas las medidas de seguridad.

Vinagre y bicarbonato

Si quieres algo menos corrosivo pero igual de efectivo mezcla en proporciones iguales agua caliente y vinagre y agrega el bicarbonato. Una buena medida para empezar sería media taza de agua caliente, media taza de vinagre y dos cucharadas coponas de bicarbonato.

Coloca en las juntas, deja que actúe por 5 minutos y luego restriega enérgicamente con un cepillo.

Más Noticias