Cómo evitar el sangrado de encías: ¡no te lastimes más! Cómo evitar el sangrado de encías: ¡no te lastimes más!

Cómo evitar el sangrado de encías: ¡no te lastimes más!

Tu salud bucodental no va encaminada si notas que tus encías sangras a penas las rozas con el cepillo de dientes. Aprende sus causas y conoce las soluciones para no herirte más tu dentadura.

Las encías sangrantes es un síntoma de fase temprana al desarrollo de una enfermedad.

Se puede deber a gingivitis (acumulación de placa bacteriana), periodontitis (acumulación de sarro bajo la encía), malposición dentaria (apiñamiento), dientes torcidos, entre otras.

Usar seda dental alivia el sangrado de encías.

Además del sangrado de encías, hay enrojecimiento y hasta mal aliento derivado del sarro acumulado.

El cepillado es la mejor manera de que los tejidos inflamados y las encías sangrantes vuelvan a la normalidad. Agrégale enjuagues de unos 30 segundos tras el cepillado.

¿Problemas con tus encías? Sigue estos consejos.

Por ello, siempre utiliza un cepillo de cerdas suaves y seda dental. ¡No olvides limpiar hasta la lengua! Evita el tabaco y bebe mucha agua al día.

Ni hablar de seguir una dieta equilibrada para fortalecer los dientes y encías. Por eso, deberás reducir el consumo de azúcar que facilita la acumulación de sarro. Incluye en tu alimentación frutas ricas en vitamina C (como la naranja) y K (por ejemplo, el kiwi).

Existe un remedio casero interesante que consiste en aplicar aloe vera en la encía y realizar un masaje ayuda a bajar la inflamación y el sangrado. Sino con esto no se soluciona, asiste con un especialista. 

Maria Laura Lago

Locutora Integral de Radio y Televisión egresada en el Instituto Eter Estudiante de la Tecnicatura en Periodismo Digital en la Universidad Nacional de Mar del Plata Community Manager Docente en Nivel Secundario+ info

Noticias Relacionadas

Más Noticias

Más Noticias