¡Problema resuelto! Prepara suero fisiológico casero en dos pasos

Esta solución salina es ideal para extraer esas pequeñas partículas de polvo que se introducen en el ojo

En la medicina convencional el suero es empleado para la rehidratación rápida del organismo ( vía intravenosa), cuando éste ha perdido líquido a causa de diarrea, vómito o insolación.

En el hogar su utilidad es aún mayor, ya que puede emplearse en la limpieza de heridas; para extraer partículas de polvo que se introducen en el ojo o para aliviar la congestión nasal en los más chicos.

Pero la efectividad del suero fisiológico dependerá de su compuesto, así que lee detenidamente este paso a paso para la correcta preparación de esta solución salina en el hogar.

La efectividad de esta solución salina dependerá de su compuesto

Ingredientes:
550 mililitros de agua limpia.
4.5 gramos de sal.
1 olla.
1 recipiente hermético esterilizado.

Vierte en una olla el agua potable y llévala al fuego hasta ebullición. Agrega la sal y una vez disuelta en el agua retira del fuego. Antes de que se enfríe vierte la solución en un recipiente y mantenla cerrada mientras no la uses. Recuerda que debes utilizarla entre las siguientes 24 y 48 horas a su preparación.

Noticias Relacionadas

Más Noticias

Más Noticias