Remedios naturales para calmar la indigestión

La mayoría de las veces es leve y se percibe tras comer comidas irritantes o copiosas.

Dolor estomacal o de cabeza, hinchazón, acidez y náuseas son parte de los síntomas de la indigestión ésta se origina por comer en exceso o rápido. También puede ser producto de alimentos picantes, grasos o irritantes. El tabaquismo y el consumo de alcohol se suman a su aparición.

Agua tibia con limón

El agua tibia con limón neutraliza los ácidos del estómago para mejorar la digestión. Esta bebida calma el ardor estomacal y los gases. El té de semillas de hinojo favorece el alivio de problemas gastrointestinales como la distensión abdominal y los gases.

Té de manzanilla

El té de manzanilla es el cómplice para calmar la indigestión al reducir el exceso de ácido estomacal en el tracto digestivo. También tiene ligeros efectos antiinflamatorios y antiespasmódicos. El té de raíz de regaliz no solo disminuye la indigestión, sino que favorece el alivio de los gases y la hinchazón.

Té de hiervabuena

La infusión de hierbabuena es una buena opción para calmar la indigestión y las náuseas. La puedes preparar para prevenir las molestias después de excederte con las comidas.

Más noticias de VIDASANA